Africano ganó demanda por discriminación racial a comercio de Capiatá

  • Alfredo Bonga, es un ciudadano oriundo de Angola, África, quien en abril de 2021, denunció ser víctima de trato racista, al interior del comercio “Baratodo”, hecho por el que promovió una denuncia.
  • Bonga, lleva 5 años de radiación en el país, acababa de comprar productos varios, ordenaron que fueran a verificar sus bolsas, acusándolo de robo y trato denigrante, únicamente por su color de piel, afirmaba en su denuncia.
  • La Secretaría de Defensa del Consumidor (Sedeco), tras más de un año, impuso una multa de 200 jornales al comercio, al corroborar la existencia del hecho discriminatorio.
Alfredo Bonga, angoleño, quien recibió trato discrinatorio en un comercio de Capiatá, logró que Sedeco imponga una sanción a los infractores. //Gentileza

A través de la resolución N° 847, de fecha 30 de mayo de 2022, la Secretaría de Defensa del Consumidor (SEDECO), impuso una sanción de 200 jornales mínimos diarios vigentes contra comercial “Baratodo”, propiedad de Cristiam González Ávalos, tras comprobarse la infracción contra los derechos de un consumidor.

Alfredo Bonga, ciudadano de origen angoleño, en su primera experiencia comprando en este comercio, vivió una situación sumamente desagradable y denigrante, al haberse ordenado la inspección de sus bolsas de compra, siendo acusado de robo, sin que demuestren las pruebas de lo que lo acusaban, afirma en conversación con Oviedo Press, que el trato recibido fue únicamente por el color oscuro de su piel, es decir, racismo puro, por lo que se vio obligado a defender sus derechos, denunciando el hecho.

Si bien, recurrió ante varias instancias, como Policía Nacional y SEDECO, no logró mayor repercusión, salvo la que obtuvo finamente, y tras de un año, en el ámbito administrativo, como lo es la Secretaría Ejecutiva, empero, lamentó que no se tenga instalado en el país una cultura y línea de acción gubernamental que garantice los derechos de las personas, sin ser discriminadas por el color de piel o alguna otra característica particular, dado que el hecho no recibió mayor impulso en otras instancias, como el del Ministerio Público.

Alfredo es un emprendedor del rubro gastronómico de fast food, cuenta con una limitería y hamburguesería, a la altura del Km. 21.5 de la Ruta PY02 en Capiatá, refiere que se siente muy a gusto en el Paraguay, donde siempre ha recibido un trato muy cordial y respetuoso, sin embargo, admite que son varios los momentos, a lo largo de 5 años en los que le cupo vivir y afrontar algún episodio de discriminación racial: “Ya fueron varias veces, les resto importancia, pero no debería de existir el racismo, hace mucho daño a la sociedad”, reflexiona.

Al comercio capiateño el cual fue a visitar en aquel mes de abril de 2021, llegó precisamente por las referencias de buen precio y productos de calidad, pero el trato que recibió ni fue el más acorde, incluso asegura que a fecha de hoy, nunca admitieron el racismo en el que incurrieron y mucho menos se retractaron o pidieron disculpas por el episodio acontecido.

Sedeco impuso una multa de 200 jornales mínimos diarios vigentes a Comercial Baratodo, de Cristiam González Ávalos; “Esa multa no sé a dónde irá a parar, pero ojalá sirva lo suficiente para que no vuelvan a discriminar a nadie”, manifestó Bonga.

La multa económica puede ser reducida hasta en un 20% del total impuesto, reza parte de la resolución 847/2022, así también como sanción accesoria se ordena al comercio infractor la publicación en un diario de circulación masiva nacional, del contenido de la resolución SEDECO, a cuenta del local sumariado y sancionado.

Compartí esta noticia

Deja un comentario